Presupuestos de tesorería. La cara «B» de los contables

Con los presupuestos de tesorería es posible definir libremente las partidas de tesorería que las organizaciones quieran controlar y presupuestar.

Hablo de esas partidas que provocan movimiento del dinero, ya sea a través del cobro a clientes, o del pago a proveedores, nóminas, impuestos o cualquier otra.

Las planificaciones pueden hacerse cada mes. El principio que se utiliza ya no es el del devengo sino el de caja, rompiendo así las barreras que establecían los presupuestos contables: la anotación ahora se hace cuando está previsto el movimiento de dinero, y sobre las partidas que libremente definimos.

Como sucedía al hablar de los presupuestos contables, un ERP permite automatizar el presupuesto de tesorería en cada partida. Pero, además, ayuda a agilizar el control de las desviaciones porque el análisis ya no solo se hace sobre el histórico, sino que facilita también las comparaciones a futuro. Con ello, el responsable financiero podrá anticiparse a los temidos “agujeros” financieros y tomar decisiones estratégicas para atajar el problema e, incluso, para evitarlo. Los presupuestos de tesorería miden y evalúan las desviaciones, a pasado y a futuro, eso sí, con la mirada puesta siempre en la Caja.

Estos ejercicios de planificación y control de tesorería (también en este caso, los contables) se pueden trasladar a cada centro de costes, dando lugar a una nueva disciplina: la contabilidad analítica que aporta grandes ventajas pero que sigue estando demasiado alejada aún de las pymes.

En definitiva, para realizar un bien presupuesto de tesorería es necesario llevar a cabo un análisis contextualizado e integrado de los datos y, eso, solo se puede hacer bien, con las herramientas tecnológicas adecuadas. Para mí, el plus que aporta un ERP a esta tarea sobre las tradicionales hojas de cálculo, son, principalmente, los siguientes:

1.    Mayor agilidad y exactitud, tanto en la introducción de los datos como en el manejo de la información.

2.    Facilita la incorporación de datos históricos de todas las áreas de negocio y permite hacer simulaciones para predecir los desajustes presupuestarios y su impacto sobre cada área y sobre el conjunto global de la organización.

3.    Al estar integrado con el resto de procesos de negocio, pone en perspectiva toda la información de la empresa (estimaciones de producción, de ventas, de compras, etc.), facilita el cálculo de los ingresos esperados por las ventas y permite controlar el desfase habitual entre el ingreso y el cobro y también entre la inversión y el pago.

4.    En definitiva, ayuda a que las organizaciones sepan la disponibilidad real de sus recursos financieros.

¿Practicas en tu empresa la planificación financiera? ¿Qué herramientas utilizas para hacer los presupuestos?

Si te ha interesado este artículo, también te puede interesar:

pensando-199x300shutterstock_220540087-300x200Imagen11-300x190

¿Quieres más?

Blog

7 Tendencias ERP para 2022

Las plataformas ERP han madurado. Y han ampliado su alcance para dar soporte a la mayoría de las funciones empresariales. Desde los procesos de back-end

Blog

Tipos de BI para las pymes

En la actualidad hay dos tipos de BI para las pymes: BI externo y BI nativo. Ahora bien, sea cual sea la opción que elijas,

Política de Protección de Datos del tratamiento

a) Identidad del responsable del tratamiento:
Responsable: Desarrollo de Aplicaciones Técnicas Informáticas, S.A.U.
Teléfono: 917 159 268
Dirección: C/ Joaquín Turina nº 2, 1ª Planta, 28224 Pozuelo de Alarcón, Madrid
Contacto: Prot. de datos lopd@datisa.es

b) Finalidad del tratamiento:
Nuestra web dispone de formularios de contacto en distintas áreas de la misma. La finalidad del tratamiento de los datos es gestionar las comunicaciones que se pudieran establecer con los usuarios del website que nos remitan mensajes a través de los mismos.
En caso de que lo haya solicitado expresamente, utilizaremos sus datos para remitirle información sobre productos y servicios del ámbito de ERP para PYMES.
c) Decisiones automatizadas:
no se realiza segmentación de perfiles ni se toman decisiones automatizadas.
d) ¿Por cuánto tiempo conservaremos sus datos?
Los datos serán tratados durante el tiempo necesario para la gestión de su solicitud o comentario, y en caso de que haya solicitado la remisión de información comercial, hasta que no revoque su consentimiento.
e) Base jurídica del tratamiento:
la base jurídica del tratamiento de sus datos es el consentimiento inequívoco que manifiesta al aceptar la política de privacidad que va asociada a cada formulario de tratamiento de datos.
f) Obligación de facilitar los datos y consecuencias de no facilitarlos:
la cumplimentación del formulario es completamente voluntaria. En todo caso, si desea comunicarse con nosotros a través de este medio, deberá facilitarnos los datos marcados como “obligatorios”, ya que de lo contario no podremos contactar con usted, a fin de gestionar su solicitud o comentario.
g) Procedencia de los datos:
el propio interesado.
h) Destinatarios:
a. No se realizarán cesiones de datos.
b. Desarrollo de Aplicaciones Técnicas Informáticas, S.A.U. cuenta con la colaboración de proveedores de servicios de tecnologías de la información, que tratan los datos en nombre y por cuenta de nuestra entidad. En estos supuestos, previa realización de un estricto control de selección del proveedor con base en las garantías de cumplimiento de la normativa en materia de protección de datos, suscribiremos el pertinente contrato de tratamiento de datos con estas entidades.
i) Transferencias internacionales de datos:
no se realizarán transferencias internacionales de datos.
j) Ejercicio de derechos:
tiene derecho a obtener confirmación sobre si estamos tratando datos personales que les conciernan, o no. Como interesado, tiene derecho a acceder a sus datos personales, así como a solicitar la rectificación de los datos inexactos o, en su caso, solicitar su supresión cuando, entre otros motivos, los datos ya no sean necesarios para los fines que fueron recogidos. En determinadas circunstancias, podrá solicitar la limitación del tratamiento de sus datos, en cuyo caso únicamente los conservaremos para el ejercicio o la defensa de reclamaciones. En determinadas circunstancias y por motivos relacionados con su situación particular, podrá oponerse al tratamiento de sus datos. Dejaremos de tratar los datos, salvo por motivos legítimos imperiosos, o el ejercicio o la defensa de posibles reclamaciones.